15 jul. 2016

Hienas locas

Algunos de los recientes atentados han sido causados por personajes aislados, sin estar en contacto con otros terroristas -salvo sus lecturas registradas en internet-. Esto ha motivado que los medios los llamen "lobos solitarios". Pienso que no es una buena denominación.

En realidad ningún animal es capaz de hacer tal daño sin ninguna razón lógica -protegerse, defenderse o alimentarse-, y llamar a uno de estos locos con el nombre de una especie es una exageración y una injusticia hacia el reino animal.
De todos modos es muy larga la tradición humana en adjudicarnos características de otros animales, vestirnos y disfrazarnos con sus pieles y cuernos, y tomar otras apariencias para asustar a nuestros semejantes.

En ese caso reconozco que señalar a unos terroristas con un animal despreciable o terrorífico tiene un gran impacto dramático. Pero en tren de elegir especie y nombre... yo pienso que el que mejor les cuadra es el de "hienas", un animal feo, desagradable y que además es capaz de emitir una carcajadas de lo más siniestras. Así que, si vamos a renombrarlos, mejor hablar de hienas y no de lobos, un animal mucho más noble y con una fama inmerecida. Y si queremos abundar en la descripción, nada mejor que hienas locas, porque han enloquecido a fuerza de adoptar una ideología que tampoco comprenden bien y que sólo les sirve como taparrabos intelectual. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario